Friends will be friends…

Lo recuerdo sonriente, siempre sonriente.

Fue mi mejor amigo en una época complicada de mi vida, pero siempre supe que podía contar con su apoyo y amistad.
Compartimos el camino por algunos años más y nos mantuvimos en contacto cuando esos caminos se separaron y fue momento de afianzarlos. Él lo hizo mejor que yo, y siempre me dio gusto por él y por su bonita familia.

Con el pasar de los años, la distancia, y la vida, nos comunicábamos muy poco, pero fue una de las personas que siempre tuvo y tendrá un lugar especial en mi corazón.

Semana Santa, 2003

Advertisements

3 años más

Los miércoles son, desde hace más de 36 semanas, miércoles de Cynical Radio. Granted, no todos ellos, pues cuando hay algún evento o viaje de trabajo, no hay programa, pero me gusta seleccionar y compartir música y por eso lo sigo haciendo.  Y aunque no he llegado a los 52 episodios, recientemente se cumplió un año desde que inicié mi programa… y me gusta tanto, y me divierto tanto haciéndolo, que se me fue muy rápido. He podido compartir (y descubrir) canciones en francés, me he dado cuenta de que el amor está ahí -inevitablemente- aunque no lo planees, estrené music dealer, y ya hay una base de escuchas que me acompañan en vivo o que escuchan las grabaciones cuando no llegan a tiempo los miércoles.  Mi agradecimiento a quienes lo escuchan y a quienes comparten esos momentos conmigo cada semana. Para “celebrar” este primer año, y también para hacer más conveniente el acceso a los programas anteriores y sus correspondientes playlists, he creado el sitio radio.davidochoa.com, que servirá de archivo para Cynical Radio de ahora en adelante y entre tanto no llegue la policía de la música comercial a querer cobrarme por tener ahí los mp3s. Yo que ustedes aprovechaba.

Hoy 19 de abril mi podcast Byte cumple 7 años de vida. Tampoco existen (7*52) episodios, sólo 312, pero estoy muy, muy (de verdad muy) contento por todo lo que representan. Trabajo, perseverancia, aprendizaje, progreso laboral y personal, reconocimiento de los podescuchas en diferentes partes del mundo, de colegas y, recientemente, de las empresas de tecnología de mi país, y/o sus agencias de RP. Mi agradecimiento aquí va a los podescuchas por su apoyo y aliento, a La Canija por su amistad incondicional (y su tiempo, trabajo y disponibilidad), a Fernando “Mimoso” Benavides por su apoyo y amistad (incluyendo a Dixo y todo su equipo, presente y pasado), a quienes han colaborado con Byte a lo largo de estos años, enriqueciéndolo con contenidos, ideas, voces y hasta regalos; a las empresas que comparten sus productos, eventos y promociones conmigo para darle a los podescuchas información de primera mano, y a las empresas que contratan publicidad para que Byte pueda sobrevivir en el aspecto económico. A pesar de haber cambiado un poco en forma, en cuanto al fondo Byte se mantiene como hace 7 años (y más, cuando era un programa de radio), comprometido con sus escuchas y con el objetivo de mostrar que la tecnología puede en efecto hacer más llevadera nuestra vida, en lugar de complicarla. Y estar en los primeros lugares de popularidad en su categoría en sitios como iTunes demuestra que va por buen camino. Larga vida a Byte 😉

Finalmente, mañana mi nuevo adolescente cumple un año más de vida. No acostumbro tocar temas personales de manera extensa aquí, y no voy a empezar hoy, pero siempre me gusta compartir mi felicidad y que todo el mundo sepa lo mucho que quiero a mi hijo. Pero será mañana cuando lo felicite. Aquí mi agradecimiento es a Dios por tan maravilloso regalo.

So far, excellent!

Un pesimista diría que apenas van 3 días, que no me confíe… pero creo que con días como los que he pasado últimamente, disfrutaré mucho el nuevo año. Y es que los planes y el pronóstico de lo que viene me tiene muy contento y emocionado. Mucho trabajo, mucho esfuerzo, consolidar lo ya empezado, muchas oportunidades -que se presentan no porque sea año nuevo, sino porque es el tiempo correcto- y yo encantado con todo ello. No voy a pedir deseos, voy a crear realidades.

Me dió gusto pasar el fin de año con la familia. La cena fue amena y un poquito catalizadora, sin llegar a conflictos. Jr y yo terminamos con mucha calma las 12 uvas entre risas y plática… me encanta llevarme tan bien con ese chamaquito. Mi madre y mi abuela nos platicaron historias que yo desconocía de sus respectivos años mozos, del esfuerzo que llevaron a cabo para salir adelante en la vida, y de cómo lograron tener éxito en cada generación. Ellas siempre fueron muy trabajadoras, y ahora que se dan cuenta de que el apapacho es igual de importante, hacen el esfuerzo por prodigarlo, lo cual celebro.

Los últimos días del año los aproveché para deshacerme de algunas cosas viejas, revisar y limpiar otras, y me dí cuenta de que a pesar de que he cambiado, sigo siendo a veces melancólico. Ya no me cuesta trabajo deshacerme de cosas, pero aún me detengo a ver y a disfrutar recuerdos, fotografías, cartas, discos, dibujos y varias otras cosas que me hacen sonreir.

De entre cientos de CDs en los que acostumbraba hacer mis respaldos rescaté uno con música de hace algunos años y encontré un folder con puras baladas fresas que me dieron vergüenza. Pero también encontré otras canciones que hace mucho no escuchaba, menos fresas aunque baladas también al final de cuentas. Hay un cover con Eddie Vedder que me dió Yaso que además de sonar muy bien, tiene letra chida, aquí un fragmento:

I will come to you at nightime
I will climb into your bed
I will kiss you in 155 places
As I go swim around in your head…

Se llama “Throw your arms around me” y se las recomiendo completita… seguro la encuentran fácilmente en YouTube o Google.

Les deseo un muy feliz año nuevo. Que tengan mucha salud y mucho trabajo, y también mucha determinación para lograr lo que se propongan.
😉

Going places

Este mes me tocó viajar. Me gusta y trato de disfrutarlo aunque sean viajes de trabajo. Extraño mi cámara reflex, aunque sé que no siempre se puede andar como oriental tomándole foto a todo, sobre todo con la agenda tan apretada de estos viajes.
Como ando desvelado y podría escribir cosas que en realidad no quiero decir, me limitaré a publicar algunas fotos tomadas con el celular. Les queda de tarea adivinar las canciones que escuchaba mientras escribía esto.

Sao Paulo, round I

Mi segundo viaje a Brasil. Me tocó ir al Museo del futbol, que me pareció bueno a pesar de que no soy fan del futbol. La ciudad es muy grande, con edificios muy altos y todo es muy caro.

y aunque estoy triste, por ya no tenerte…

Guadalajara

Viaje de ida y vuelta el mismo día, sin tiempo de fotos interesantes, así que les dejo esta que tomé en el avión. Me gustan las nubes, tengo muchas fotos de ellas.

If you’re ready, I’m willing and able

Sao Paulo, round II

Regresé a Sao Paulo y esta vez el viaje fue mucho más relajado. Tomé muchísimas fotos, y al escoger esta me dí cuenta de que tengo varios cruces peatonales de diferentes ciudades (el que está arriba es de Barcelona, el que estaba antes es de Argentina, y pronto pondré uno del centro de la Ciudad de México), no me había dado cuenta de que me gustan.
Fue como ir por primera vez, pude admirar la belleza de la arquitectura citadina, viajar en metro, caminar de noche e hice nuevos amigos.

It’s such a shame our friendship had to end

Villahermosa

Este fue EL viaje del año. Tuve oportunidad de convivir con mi familia (el otro gordito de la foto es mi sobrino), trabajé haciendo lo que me gusta, fuí productivo, conocí a muchos jóvenes llenos de energía y buena vibra, tuve la oportunidad de ser parte de algo importante y también hice nuevos amigos. Por supuesto, comí como desesperado.

The more I see, I understand. But sometimes I still need you

Me gusta viajar, pero… there’s no place like home.